El rock iraní sobrevive

Vestido de negro de pies a cabeza -el uniforme internacional del heavy metal- Mahyar Dean luce como el arquetípico músico de rock pesado. En un país en el que la música occidental está prohibida, Dean forma parte de la pujante escena “underground” local, tocando rock al estilo iraní.

Además del amplificador Marshal obligatorio y la enorme batería, su grupo, Angband, también cuenta con un par de instrumentos de percusión de piel de cabra que han sido una parte integral de la música persa durante siglos.

“Estamos tratando de no alejarnos de nuestras raíces, usando instrumentos de percusión persas”, dijo Dean señalando el daf, un tradicional tambor de mano que luce como una pandereta enorme con cadenas metálicas a un lado del parche que añaden un sonido áspero.

Pero más allá de que Angband se proponga ser típicamente iraní, la banda ha tenido que ir lejos para conseguir su material sea editado. Finalmente el grupo firmó un contrato con el sello alemán Pure Steel Records.

20110926-160021.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *