La ceremonia del Salón de la Fama del Rock and Roll no echo de menos a Axl Rose.

La ruidosa celebración, que en años recientes ha incluido momentos incómodos, homenajes emotivos y actuaciones inolvidables, sobrevivió sin Rose, el vocalista de Guns N ‘Roses que algún día podría lamentar haberse perdido una noche en que 6.000 seguidores, 1.400 invitados y muchas de las más grandes estrellas de la música compartieron la fiesta en Public Hall con la promoción del 2012.

Los rockeros de Guns N’ Roses” menos Rose ” encabezaron el grupo ecléctico de miembros de este año en el Salón de la Fama. Otros homenajeados fueron los Red Hot Chili Peppers, los Beastie Boys, el ícono del folk Donovan, la fallecida cantante y compositora Laura Nyro y las bandas británicas Small Faces y Faces.

Antes del inicio de la ceremonia con una presentación de Green Day, el cantante de los Chili Peppers Anthony Kiedis dijo que era extraño recibir el honor mientras estaban en gira.

“Estamos rumbo a alguna parte”, dijo Kiedis. “¿Cómo podemos parar y recibir un premio cuando en realidad sólo estamos a mitad de camino? Pero es agradable estar con personas con las que pasamos algunos años increíbles en el camino, escribimos canciones e hicimos espectáculos en teatros pequeños y sudorosos clubes de travestis y pasamos a mejor época de nuestras vidas”.

Mientras Rose estaba en otra parte, Cleveland se sacudió sin él.

Green Day, que estaba programada para introducir a Guns N ‘Roses, echo a andar la noche con “Letterbomb”.

La primera mención del nombre de Rose provocó un puñado de abucheos que fueron rápidamente ahogadas por la música.

Rose, durante décadas el ruidoso y elástico líder del circo itinerante de Guns N ‘Roses, dijo esta semana que no quería ser parte de la ceremonia, ya que “no parece ser un lugar en donde me quieran o respeten”.

Citó una ruptura con sus ex compañeros de banda como la principal razón para no asistir. Su decisión decepcionó a los seguidores y puso fin a meses de especulación acerca de si la agrupación original de los Guns N’Roses se reuniría por primera vez desde 1993 y tocaría alguno de sus éxitos clásicos como “Welcome to the Jungle” o “Sweet Child O’ Mine”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *