Muere Kevin Ayers pionero del rock sinfónico

A muchos, el rock sinfónico y psicodélico que fue emergiendo a finales de los 60 les parecerá ahora petulante, aburrido, pretencioso, empalagoso. Pero en sus orígenes no fue así. El rock sinfónico fue la consecuencia lógica del fin del optimismo de los 60, la sobreabundancia de sustancias más o menos alucinógena y el cansancio por parte de la nueva audiencia de las limitaciones, la sencillez y la inocencia del cancionero pop.

Entre aquellos pioneros estaba un tal Kevin Ayers, pieza imprescindible de una no menos imprescindible formación de aquel estilo entonces rompedor: Soft Machine, cabeza de cartel del sonido llamado Escena de Canterbury, que .que tomaba su nombre del libro homónimo de William Borroughs.

Ayers ha fallecido a los 69 años según informan varios medios británicos.

Soft Machine publicaba su primer sencillo en feberero de 1967, «Love makes sweet music / Feelin’, Reelin’, Squeelin». Su disco de debut llegaría unos meses más tarde, ya en 1968: «The Soft Machine». Seguidamente se convirtieron en teloneros de Jimi Hendrix una larga temporada.

Tras esta gira que debió ser apoteósica, Kevin Ayers decidió descansar y hacerse el hippie en Ibiza, aunque no dejó la música, por supuesto. Así, grabó su primer disco en solitario, «Joy of a Toy». De aquel entonces es el sencillo «Religious experience (singing a a song in the morning)», en cuya grabación tuvo una pequeña participación Syd Barrett.

Poco después, Kevin montaba otra banda, The Whole World, en la que, dato curioso, tocaba el bajo un tal Mike Oldfield. El siguiente disco fue «Whatevershebringswesing», cuyo single homónimo de ocho minutos de duración es un típico ladrillazo de los setenta. Durante los setenta siguieron pausadamente las grabaciones de Ayers, y sus colaboraciones con artistas como John Cale, Nico, Brian Eno y el ya citado Mike Oldfield.

Los ochenta se llevaron por delante a algunos amigos de Kevin, como Ollie Halsall, y Ayers se lo toma con mucha calma, retirado bastante tiempo en el sur de Francia. Posteriormente vivió también en la isla de Mallorca, con una actividad intermitente.

20130221-020002.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *